Renacer: piel sana y consciente

La piel absorbe hasta el 60% de los productos que le aplicamos, si estos productos son sintéticos, procesados, llenos de conservantes, químicos y toxinas, habría que repensar que le estamos poniendo a  nuestro cuerpo.

Los productos naturales son realmente mejores para la piel, especialmente para pieles sensibles o propensas a enfermedades. Los componentes de origen animal pueden ser pesados y obstruir los poros, ni hablar de los productos con químicos sintéticos, con conservantes y toxinas. Este escenario parece escalofriante pero en realidad es positivo dado que con este conocimiento sobre qué hace bien y qué hace mal, ha surgido una oleada de nuevas marcas con valores conscientes y una migración de muchas otras a esta alternativa, que además de ser saludable para nuestra piel, vela por el medio ambiente y los animales.

Es importante entender que los productos que son absorbidos por la piel, van directamente al torrente sanguíneo. (Como cuando se ingiere algo, pasa por los riñones y el hígado antes del torrente sanguíneo, un proceso natural de filtración y desintoxicación). Con el tiempo, la absorción de ingredientes no vegetales puede causar efectos secundarios negativos, no sólo a nivel dermatológico. Los ingredientes derivados de plantas en su formulación contienen más vitaminas, minerales y antioxidantes para reparar e hidratar la dermis. Como cuando comemos de manera saludable y consciente alimentos en su estado natural,  la misma lógica aplica al cuidado de la piel y el cabello.

Si lo que te preocupa es el costo,  te contamos que esta industria consciente está en crecimiento, cada vez son más las marcas y muchas de las ya existentes están en proceso de adaptación o  en transición, y la variedad de precios en el mercado se va ampliando.

Igualmente hay opciones naturales o recetas caseras que tienen muchas propiedades y reemplazan a productos que comúnmente utilizamos: aceite de coco, avena, manzanilla, palta, aceite de oliva, argán, rosa mosqueta, algas, extractos de soja, extractos de semillas de cáñamo, bayas de camu camu, entre muchos más.  Estos ingredientes y aceites naturales son iguales o más eficaces que sus homólogos sintéticos.


La confusión en relación a la cosmética vegana, cruelty free y natural, es grande, por ello es que vamos a abordar una por una para despejar las dudas y conocer más respecto al tema.

Cruelty Free

Cuando hablamos de cosmética Cruelty Free (libres de crueldad), lo que realmente decimos es que ninguna animal vivo sufre de testeos para garantizar la salvedad de los productos al momento de la aplicación.

El “Leaping Bunny”, es un programa de certificación reconocido internacionalmente que permite a los consumidores identificar fácilmente a través de su logo los productos que no se prueban en animales.

¿Cuáles son los procedimientos alternativos al testeo en animales?

El testeo en tejidos humanos

Son estudios que se realizan gracias a que muchas personas, al final de sus vidas o tras una cirugía, donan sus tejidos voluntariamente para investigaciones científicas. Con sus aportes se lograron fabricar modelos de testeo hechos con piel humana e incluso con tejidos oculares, lo que permite reemplazar las pruebas con animales.

Los modelos computarizados

Se trata de programas que permiten hacer experimentos virtuales. Se basan principalmente en información ya recopilada y en estudios matemáticos.

Los estudios con voluntarios

La existencia de escáneres súper sofisticados permiten hoy estudiar los efectos de ciertos componentes sobre humanos que se ofrecen voluntariamente. Dentro de esta opción existen también técnicas como la de microdosis, que consiste en aplicar en seres humanos dosis muy pequeñas e inocuas del producto, que luego se analizan con un dispositivo súper sensible y maximizador de los efectos, llamado “espectrómetro acelerador de masas”.

Cultivos celulares

Hoy por hoy, casi cualquier célula humana o animal puede desarrollarse en un laboratorio, lo que permite imitar sobre ellas el metabolismo que tienen ciertas drogas en órganos como los pulmones, el corazón, el hígado y el estómago, entre otros.


Cosmética Vegana

Los productos de belleza veganos no  contienen ingredientes, subproductos  o productos derivados de animales. Esta práctica suele ser cruelty free pero como cualquier cosmético hay que chequear la certificación.

Les detallamos qué ingredientes no vegetales más comunes están en los productos para el pelo y la piel:

– Carmine: rojo natural 4, E120, y C.I. 75470 (hecho de escarabajos chinches para hacer el pigmento rojo usado en esmaltes de uñas, labiales, rubores, y delineadores de ojos).

– Glicerina, Glycerin, glycerol (a veces derivada de grasas animales, utilizada en jabones, cuidado del cabello, maquillaje e hidratantes).

– Lanolina (una sustancia derivada de la lana de oveja, utilizada en labiales y productos para el cabello).

– Cera de abeja, apitoxina (veneno de abeja), miel, polen de abeja.

– Colágeno (derivado de tejido animal, huesos o piel, utilizado en muchos productos antienvejecimiento y lip-plumping).

– Ácido láctico.

– Goma laca (hecha de chinches de laca, usada en esmalte de uñas y algunas lacas para el cabello).

– Caseína, también conocida como caseinato de sodio (derivado de la leche de vaca, utilizado muchas veces en productos capilares y tratamientos faciales).

– Elastina (proteína extraída de los músculos, ligamentos de animales, a menudo utilizada en productos antienvejecimiento).

– Queratina (proviene del cabello y los cuernos de los animales, regularmente se encuentra en productos para fortalecer las uñas y productos capilares).

– Ácido esteárico (generalmente derivado de los estómagos de los cerdos, a veces utilizado en desodorantes, jabones, productos para el cabello e hidratantes).

– Guanina (escamas de pescado, a menudo utilizadas en esmaltes de uñas, bronceadores y rubores).

–  Ácido oleico, también denominado estearato de oleilo, oleato de oleilo o sebo (grasa animal, a veces utilizada en esmaltes de uñas, jabones, cremas hidratantes y maquillajes).

– Escualeno (extracto de aceite de hígado de tiburón, comúnmente utilizado en bálsamos labiales, desodorantes e hidratantes).

– Pelo animal (utilizado en pinceles de maquillaje y pestañas postizas).

Logos certificados 100% Vegan

Cosmética Natural

Los productos naturales en su formulación no contienen tóxicos, en general son de total origen natural, libres de transgénicos y sintéticos (ej. parabenos, sulfatos, etc); tampoco poseen derivados del petróleo (ej. siliconas, parafinas, vaselinas, etc). Sus envases y packaging suelen ser reciclables, reutilizables o biodegradables. En general la cosmética natural suele ser amigable con el medio ambiente no sólo con el producto en sí, también en su presentación, difusión y canal de distribución. Sin embargo, estos productos tampoco garantizan ser cruelty free por ser naturales.


Por @carofranko

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?
Powered by